Mini Guías  »  {{catList[428].label}}  »  Guía Turística de Santa Cruz de Tenerife

Guía Turística de Santa Cruz de Tenerife


Santa Cruz de Tenerife (España)
Escudo de Santa Cruz de Tenerife (España)

Santa Cruz de Tenerife
 
 Vídeo     Galería

Coordenadas: 28.466667°, -16.25°

Población: 208.688 habitantes (2022)
 
 

El área en donde se encuentra Santa Cruz de Tenerife tuvo su origen a principios del siglo I durante lo que se conoce como el reino guanche de Anaga, un lugar que permaneció completamente aislado hasta que el 3 de mayo de 1494 las tropas de Alonso Fernández de Lugo desembarcaron en la isla.

Durante el proceso de conquista clavaron una cruz que daría nombre a la futura Real Guarnición de Santa Cruz, que luego se convertiría en la ciudad de Santa Cruz de Tenerife.

Después de una fiera resistencia inicial de la población guanche, que se alargó por espacio de un par de años, las tropas peninsulares lograron controlar la isla y la guarnición se convirtió en un caserío de pescadores.

En poco tiempo, la ubicación estratégica de Santa Cruz la convirtió en un puerto marítimo de gran importancia por ser parada obligatoria para todas las flotas navieras que se dirigían a América.

Florecimiento comercial

El año 1706 representó el gran empuje de Santa Cruz al convertirse en el puerto principal de la isla de Tenerife, después de que la erupción del volcán Trevejo arrasara el antiguo puerto de Garachico.

Para 1723 Santa Cruz de Tenerife se había convertido en la residencia del comandante general, lo que reimpulsó aún más su importancia política y económica.
 
Santa Cruz de Tenerife (España)
En poco tiempo, Santa Cruz de Tenerife se había convertido en uno de los puertos comerciales más importantes del atlántico, razón por la que fue objeto de ataques por parte de la armada británica obligando a la ciudad a fortificarse y atrincherarse de manera exitosa. A partir de ese entonces se consolidó como un puerto comercial y militar clave para España.

En 1803, la hasta ese entonces Villa de Santa Cruz recibe un gran espaldarazo por parte de Carlos IV, lo que aumenta su importancia e influencia comercial y económica, y en 1833 se decreta como capital de provincia de Canarias.
 
Con la llegada de la Ley de Puertos Francos de 1852 se origina el desarrollo urbanístico y comercial de Santa Cruz, expandiendo su influencia administrativa hasta las colonias españolas en África, y haciendo de su puerto un punto de llegada para el avituallamiento carbonífero de los grandes buques de la época.

El esplendor y prosperidad de santa Cruz se consolida al recibir el título de ciudad en el año 1859, situación que se mantendrá a lo largo del siglo XIX.

El siglo del turismo

Santa Cruz de Tenerife (España)
A pesar de su lejanía y de su espléndido desarrollo económico que resultó en un ambicioso plan de reurbanización y ampliación de su puerto, la ciudad no logra escapar de los turbulentos sucesos durante las primeras décadas del siglo XX, cuando la depresión de 1929 afecta la economía europea y la inestabilidad política se exacerba con la adopción de la segunda república en 1931.

La sublevación franquista estalla en Melilla en 1936 convirtiendo a las islas Canarias en la retaguardia de los sublevados, llevándose a cabo una sangrienta purga política que se extendió a lo largo de la guerra.
 
Bajo la dictadura franquista la ciudad mantiene su importancia como puerto internacional además de comenzar a desarrollarse el inmenso potencial turístico de todo el archipiélago, lo que aprovechó Santa Cruz para su beneficio.

Con la llegada de la democracia la ciudad experimenta un enorme auge socioeconómico al crearse nuevas zonas residenciales en medio de un ambicioso plan de construcción que modernizó por completo el aspecto de la ciudad.

Además del sector turístico, Santa Cruz de Tenerife se benefició de su músculo industrial gracias a la refinaría y a su sector manufacturero que tenía en el puerto su mayor canal de distribución y que alimentaba el comercio local.

Los grandes retos del siglo XXI

Sin embargo, la isla de Tenerife está enclavada en un área del atlántico propensa a fuertes tormentas y riadas, por lo que continuamente se ve sometida a las inclemencias climáticas que le obligan a reinvertir continuamente en reparaciones desde el siglo XV.

Dichas inclemencias temporales se han exacerbado aún más con el cambio climático, lo que se ha convertido en uno de los principales problemas que debe hacerle frente la ciudad en el presente siglo.
 
Santa Cruz de Tenerife (España)
Además de los problemas climáticos, el crack del año 2008 representó un severo golpe socioeconómico que duró más de una década y que afecto gravemente al sector turístico, comercial e industrial de Santa Cruz, desacelerando su desarrollo y atrasando los ambiciosos planes programados para la modernización de Tenerife.

A esto se une el hecho de que la refinería de Santa Cruz entró en una situación de obsolescencia, lo que agravó aún más la situación económica de la ciudad.
 
Otro de los grandes retos que enfrenta Santa Cruz es la enorme competitividad existente dentro de los puertos navieros, tanto en el Atlántico como en la costa sur de África, debido a la incursión de las compañías chinas que se están posicionando con gran audacia.
 
 
La ubicación geográfica aislada, que en el pasado representaba una gran ventaja competitiva, actualmente se ha convertido en un grave obstáculo obligando a la ciudad, y al resto de las islas Canarias, a modernizar sus aeropuertos para no perder influencia en los sectores de bienes y servicios.

Top 5 qué visitar en Santa Cruz de Tenerife

Santa Cruz de Tenerife atesora importantísimas construcciones y monumentos de enorme valor patrimonial, artístico y cultural, entre algunos de los más relevantes podemos citar los siguientes:

Castillo de San Cristóbal

Plaza de España (Santa Cruz de Tenerife)
El Castillo de San Cristóbal fue la primera construcción defensiva que se construyó en la Isla de Tenerife y formó parte del principal conjunto defensivo que existió en la bahía. Su construcción se inició en 1575 y comenzó a operar en 1577.

Su diseño arquitectónico se caracteriza por una base cuadrada con baluartes romboidales con su típica forma en punta de diamante, el diseño defensivo más común de aquel entonces y en su construcción se usó sillería y mampostería, aprovechando las sólidas y enormes formaciones de basalto de antiguas erupciones.
 
Con el paso de las décadas el castillo perdió importancia estratégica quedando en abandono total a principios del siglo XX y posteriormente derrumbado en 1928. En la actualidad su área está ocupada por la Plaza España y solo quedan intactas las murallas originales, que dan una idea de sus magníficas dimensiones originales.

Iglesia de Nuestra Señora de la Concepción

Iglesia de Nuestra Señora de la Concepción (Santa Cruz de Tenerife - España)
Si bien este templo no es una basílica o una catedral tiene una gran importancia y es muy querida por los pobladores de la ciudad, ya que se trata del primer templo edificado sobre las ruinas de la primera ermita que construyeron los conquistadores en 1496.

La construcción de esta iglesia se inicia en 1499 y con el paso de los siglos experimentó continuas modificaciones y reformas que ampliaron su base original, quedando finalmente con una planta de cruz latina y cinco naves con varias capillas laterales y un crucero con cúpula hecha con mampostería, con decoración a base de piedra basáltica.
 
Su última restauración fue en 1996, cuando estuvo bajo la administración de la Compañía de Jesús, y en la actualidad funge como la parroquia matriz de la ciudad.

Templo Masónico

Templo Masónico (Santa Cruz de Tenerife - España)
Construido entre el año 1900 y 1920, es un espectacular edificio que sirvió como sede de la logia Añaza, la logia masónica más importante de la isla. Está considerado el más hermoso de toda España con un diseño arquitectónico rebosante de simbolismo por todas partes, especialmente egipcio.

Tiene una fachada de tres cuerpos en donde el central presenta dos grandes columnas con fuse liso embebidas con capiteles palmiformes, las cuales sostienen un enorme frontón de forma triangular sobre el que se ve un ojo radiante que representa al Gran Arquitecto, la representación de Dios en masonería.
 
La fachada se completa con cuatro esfinges obra del afamado escultor Guzmán Zamorano y con una enorme puerta labrada con motivos geométricos con un dintel adornado con un sol alado simbolizando al Dios Horus.

Parque Municipal García Sanabria

Parque Municipal García Sanabria (Santa Cruz de Tenerife - España)
Inaugurado en 1926 en honor al alcalde que aprobó su construcción, y con unas dimensiones que superan los 65 mil metros cuadrados, es el parque urbano más grande de todo archipiélago de Canarias.

Desde su inauguración este parque se transformó en punto de encuentro tanto para eventos recreativos como para importantes actividades culturales, siendo una de las más importantes la Exposición Internacional de Escultura en la Calle del año 1973, desde ese entonces el parque está decorado con 13 esculturas. En 2016 el parque fue declarado Bien de Interés Cultural.

Esculturas urbanas

Esculturas urbanas (Santa Cruz de Tenerife - España)
Santa Cruz de Tenerife es una ciudad con un pulso cultural muy desarrollado, cosa que puede evidenciarse por la gran cantidad de esculturas que se pueden encontrar a lo largo y ancho de sus calles, plazas y paseos, algunas de ellas de inmenso valor patrimonial.

Además de la serie de esculturas que alberga el Parque García Sanabria, se pueden encontrar el famoso Monumento del Ángel en honor a Franco, el Triunfo de la Candelaria y el espectacular el Obelisco de la Candelaria, procedente de Génova y obra del artista Pasquale Bocciardo.

Qué hacer en Santa Cruz de Tenerife

La ciudad de Santa Cruz de Tenerife es una ciudad que funciona casi al 100% gracias a su motor turístico, porque esta ciudad canaria es sencillamente cautivante, divertida, dinámica y las opciones recreativas son incontables e impresionantes.

Gracias a su estratégica situación geográfica, la corriente atlántica y a su espectacular clima, Santa Cruz de Tenerife dispone de algunas de las mejores playas del mundo, y a lo largo de sus más de 150 kilómetros cuadrados ofrece una gran variedad de opciones de entretenimiento natural.
 
 
Los turistas pueden disfrutar de sus magníficas playas, practicar senderismo, visitar los volcanes de Tenerife, disfrutar con la observación de aves y alquilar botes para pasear alrededor de sus costas. También se puede alquilar equipos de buceo para admirar a los impresionantes delfines que abundan en sus aguas, pasear a caballo e inclusivo observar las estrellas en algunos de sus muchos puntos estratégicos.

Como toda ciudad cosmopolita, Santa Cruz de Tenerife posee una vibrante vida diurna y nocturna gracias a sus múltiples opciones para divertirse y entretenerse. La ciudad cuenta con buenísimos restaurantes, tascas y bares, además de múltiples opciones de espectáculos musicales de artistas internacionales de fama mundial.

 


También dispone de un comercio vibrante y altamente desarrollado en donde los turistas podrán comprar artículos de las más afamadas marcas del mundo en cualquiera de sus muchas tiendas y centros comerciales, además de una excitante vida nocturna gracias a sus muchos centros nocturnos, discotecas, bares y casinos.

Gastronomía en Santa Cruz de Tenerife

Desde que las islas Canarias se transformaron en un emporio turístico se hicieron mundialmente famosas, no solo gracias a su belleza natural y clima agradable y benévolo, sino porque desde siempre han sido cuna de una de las gastronomías más interesantes de toda España.

Uno de los aspectos más interesantes a resaltar ha sido la importancia del puerto de Santa Cruz en cuanto al desarrollo de esa gastronomía.

Por ejemplo, las mundialmente famosas papas arrugadas con mojo picón son una herencia directa del intercambio comercial con América, tanto es así, que es la única región de toda España que usa la palabra “papas” en lugar de “patatas”.

Es importante acotar que gracias a este contacto comercial con América y a la rápida adopción de este tubérculo y del maíz en su dieta, los canarios lograron sortear con éxito las cotidianas hambrunas que se producían en el pasado creando el popular gofio.

El gofio es una harina hecha con granos tostados y que se añade a un sinnúmero de preparaciones dentro de su cocina.

Una gastronomía interesante, exótica y plena

Papas arrugadas con mojo picón
Debido a que se trata de un archipiélago volcánico, la tierra de todas las islas Canarias, en especial Tenerife, es sobresalientemente fértil. Por esta razón sus ingredientes de huerta son tan espléndidos, al igual que la corriente atlántica es la responsable directa de poseer una abundancia de productos del mar.

Además de estas bondades geográficas, la topografía de Tenerife ha contribuido a desarrollar una carta culinaria exótica e interesante en donde la costa, la tierra y el puerto se han convertido en los grandes catalizadores de una gastronomía generosa.
 
En Santa Cruz de Tenerife el pescado es la base de la dieta, en especial los que se sirven frescos y salados como el escaldón de pescado, la sopa de pescado y el pulpo guisado.

Sin embargo, al alejarnos un poco de la costa los platos a base de carne con guisos más complejos inundan las mesas.

Entre los platos más populares están los hechos a base de carne de res, cabra, conejo y cerdo, los cuales se sirven con muchas de las verduras y hortalizas que se cosechan en todo Tenerife. Por ejemplo el conejo frito, la cazuela de cordero, el solomillo, etc.

Potajes y postres

Otros de los platos que abundan en la carta santacruceña son los potajes, unos guisos elaborados con verduras y carne que son muy populares y representan uno de los pilares de su dieta, al igual que sus cocidos canarios, popularmente conocidos como pucheros, sus garbanzas, arvejas y ranchos.

La repostería santacruceña posee algunos postres exquisitos y muy populares que han traspasado fronteras hemisféricas como son el famoso bienmesabe, los flanes, el quesillo y el frangollo.

El tesoro vinícola

Una de las industrias más desarrolladas dentro de la basta gastronomía santacruceña, y de todo Tenerife en general, es la referente a su producción de vinos que se remonta a la conquista española del siglo XV.

Desde entonces, el arte de sacar el dulce néctar de la uva echó raíces profundas dentro del archipiélago y prosperó con el paso de los siglos.
 
Guachinche
Una de las razones de la rápida adopción vinícola en Tenerife se debe a sus extraordinarias bondades climáticas y topográficas, además de la utilización de cepas autóctonas muy apreciadas por su calidad que se traduce en excelentes vinos blancos.

Entre sus muchos vinos destacan los elaborados por los guachinches, sitios que producen sus propios vinos de manera artesanal y que, de acuerdo a su calidad, cosecha, maduración o fragancia, suelen acompañar a determinados platos de su menú, ya sea conejo frito, papas arrugadas, carne de cabra, etc.
 
Gracias a los factores ambientales, geográficos y topográficos, Santa Cruz de Tenerife alberga una serie de restaurantes de fama mundial, varios de ellos galardonados dentro de la célebre y reputada Lista Michelín que premia lo mejor de los restaurantes a nivel mundial.

Esta enorme variedad y alternativa de restaurantes presente en Santa Cruz de Tenerife se retroalimenta gracias al puerto de la ciudad al que llegan infinidad de influencias gastronómicas de enorme importancia y que han hecho de esta paradisíaca ciudad atlántica una auténtica cuna de sabores de la buena mesa.

Alojamiento en Santa Cruz de Tenerife

El Tiempo en Santa Cruz de Tenerife

La ciudad de Santa Cruz de Tenerife presenta un clima subtropical transitorio entre un clima árido cálido y semiárido cálido. Sin embargo, la gran extensión territorial de la ciudad hace que presente la singularidad de otros tres climas distintos: semiárido frío en su cota media y un clima mediterráneo y oceánico mediterráneo en sus cotas más altas, en especial en el Macizo de Anaga.

Esta singular mezcla de climas dentro de la misma ciudad hace que sus temperaturas anuales medien unos 21ºC, siendo la capital de provincia más cálida de toda España. Esto hace que su clima sea muy agradable, con una temperatura que media los 18ºC entre enero y febrero y los 25ºC en agosto. La temperatura más baja suele ser de 8ºC en febrero y la más alta 29ºC en agosto.
 
 
Otra característica de esta combinación de climas es que las precipitaciones en Santa Cruz de Tenerife suelen ser muy bajas, con apenas una media de un poco más de 200 mm anuales, sin embargo, se dan casos de que en un año caigan más de 250 mm de lluvia en un solo día. Generalmente la mayor cantidad de lluvia se presenta entre noviembre y marzo a diferencia de mayo a septiembre, que suelen ser meses más secos, y más aún entre junio y julio cuando prácticamente no llueve jamás.

Sin embargo, a pesar de la escasa precipitación, Santa Cruz de Tenerife suele presentar una alta humedad, llegando a registrar una media de hasta el 63% debido a la enorme influencia costera.

Fiestas en Santa Cruz de Tenerife

Si hay algo en que la ciudad destaca es en sus espectaculares festividades y celebraciones como la Fiesta de Mayo, donde se celebra el día de la ciudad y donde se lleva a cabo innumerables eventos como el pintoresco desfile con trajes tradicionales denominados Trajes de Magos, cenas al aire libre y alegres bailes y actos en honor a la Santa Cruz.
 
Carnaval de Tenerife
Pero sin duda alguna la celebración más importante de Santa Cruz de Tenerife y de todo el archipiélago de las Canarias es el fastuoso y espectacular Carnaval.

Se celebra en enero o febrero y está considerado el segundo más grande e importante del mundo, superado únicamente por el Carnaval de Río de Janeiro, y que ha recibido la declaración de Fiesta de Interés Turístico Internacional.
 
Durante el carnaval las calles se llenan con cientos de miles de turistas y visitantes que presencian el desfile de enormes e impresionantes comparsas que duran toda la noche en medio de fuegos artificiales, bailes, fiestas y decenas de eventos improvisados caracterizados por las rondallas y murgas que, además de formar parte de la larga tradición de la fiesta, también es patrimonio cultural.

Esta enorme celebración, al son de la salsa y de las batucadas, se entremezcla con miles de disfraces llenos de color y diversión y que finalmente remata con la popular elección de la reina del carnaval en un acto fastuoso y espectacular que, literalmente, paraliza a toda la ciudad durante días y que convierte a Santa Cruz de Tenerife en un lugar mágico.
 


Compartir

                 


Más